jueves, 21 de mayo de 2015

23:11:00
MÉRIDA, Yucatán, 21 de mayo.- En entrevista telefónica concedida a Libertad de Expresión Yucatán, el arquitecto Jorge Fernández Repetto desmintió las versiones que lo señalan como el posible autor de los escandalosos e injuriosos escritos contra su hermano Francisco y su ex hermana política Genny Negroe Sierra publicados en la prensa local a lo largo de los últimos meses.

Genny Negroe Sierra y Francisco Fernández Repetto: en el ojo del huracán (fotos: UADY)

"No tengo idea de qué me está usted hablando", expresó el mencionado, en breve conversación telefónica la noche de este jueves.

Jorge Fernández no sólo negó sino que rio a carcajadas ante el alegato de que estos escritos estarían motivados por envidia, ya que, según se comenta, mientras Francisco tiene un doctorado y es un destacado investigador en la UADY, Jorge simplemente es Licenciado en Arquitectura, ha tenido una carrera muy gris sin reconocimientos y jamás logró ser parte permanente de la Máxima Casa de Estudios, por lo cual presuntamente envidia y resiente el éxito de su hermano.

Cabe precisar que Jorge Fernández jugó un papel clave en la construcción de las instalaciones de la Universidad Modelo campus Mérida, campus Valladolid y campus Chetumal, lo cual también sirve para desmentir el punto respecto a su "trayectoria gris" que lenguas malintencionadas quisieron difundir.

Los escritos publicados en la prensa local, a veces bajo el seudónimo Jorge González Fernández (lo cual llevó a algunos a suponer que se trataba de Jorge Fernández Repetto) y a veces firmados por un reportero, acusan a Genny Negroe, directora saliente de la Facultad de Ciencias Antropológicas de la UADY, de ser en gran medida responsable por el empañamiento de su prestigio institucional, favorecer descaradamente a sus amigos e incondicionales y hostigar y amenazar a aquellos que no se prestan a cumplir sus caprichos, derrochando recursos de manera "cínica y abiertamente inmoral" en favor de un selecto y reducido grupo de académicos.

También se alega que la "pareja real" compuesta por Genny Negroe y su ex marido Francisco Fernández se ha comportado "como una verdadera mafia", en la que personas afines tienen acceso a los beneficios si aceptan plegarse a sus deseos e intenciones de poder.

Adicionalmente, Francisco Fernández, en su calidad de Jefe de Posgrado e Investigación, recibe un sobresueldo de $19,000, con lo cual gana más de $80,000 al mes.

También se le ha acusado a la aún directora de espiar las comunicaciones del personal de la Facultad para conocer sus asuntos personales y de jubilar de manera unilateral y selectiva al arqueólogo Alfredo Barrera Rubio.

La gestión de Negroe Sierra, marcada por el escándalo y la controversia, concluirá este año. (JMRM)