jueves, 26 de septiembre de 2013

21:18:00
ESTADOS UNIDOS, 26 de septiembre.- Después de ver el lado más oscuro y terrible de Walter White totalmente poseído por Heisenberg en los últimos capítulos (especialmente en 'To'hajiilee' y 'Ozymandias'), ahora los creadores de 'Breaking Bad' tienen un reto de cara al final de la serie: que el público vuelva a sentir simpatía por Walt.


Y para conseguir este objetivo la puerta la abrió 'Granite State' la última entrega de la serie hasta el momento. "Que la gente volviera a ponerse del lado de Walter White sería un logro", reconoce Peter Gould, el guionista y director de este penúltimo capítulo de la ficción.

Advertencia: Spoilers de la quinta temporada a continuación:

Gould señala 'Granite State' como un punto de inflexión, un cambio de tendencia de cara al desenlace de la exitosa ficción de la AMC con que han buscado presentar de nuevo al público el lado más humano del personaje que encarna Bryan Cranston.

"Cuando estábamos trabajando en ello nos dimos cuenta de que la gente podría ponerse del lado de Walt, lo que significaría un logro", confiesa Peter Gould a 'The Hollywood Reporter'. "Walter está en un callejón sin salida, y cuando un personaje sufre de una manera que parece real, es muy difícil no sentir un poco de empatía".

"Lo importante es mezclar ritmos", declara Gould. "Este último episodio ha sido muy especial porque es realmente las consecuencias de lo que ha ocurrido hasta ahora. Es una de las cosas que hacen especial a 'Breaking Bad', no se trata sólo de la acción, sino de las consecuencias". Y esas consecuencias la sufre Walter White como padre y como fugitivo al margen de la ley.

Pero 'Granite State' no fue sólo un duro episodio para Mr. White, obviamente Aaron Paul también tuvo su protagonismo aunque de la forma a la que nos tiene acostumbrados, sufriendo mucho. "Paul tuvo probablemente la mitad de una página de diálogo. Nunca dice más de cuatro palabras seguidas", explica el guionista destacando la "increíble" actuación del actor.

'Breaking Bad' da su adiós definitivo el próximo domingo con 'Felina', el último episodio que pondrá el broche de oro a cinco exitosas temporadas. La expectación que la serie ha creado en su recta final es casi incalculable y tanto es así, que la ficción ha ido con cada capítulo batiendo un nuevo récord de audiencia. (Europa Press)

0 comentarios:

Publicar un comentario