sábado, 6 de julio de 2013

00:07:00
MÉRIDA, 6 de julio.- El Dragon Mart no es un proyecto al que se deba pensar como una amenaza, como consideran algunos grupos, sino como un transformador de la estrategia comercial de los mexicanos, planteó el Secretario Federal del Trabajo y Previsión Social (STPS), Alfonso Navarrete Prida.


El funcionario admitió que hay rubros y agrupaciones en el país, que puedan sentirse más vulnerables ante la llegada del mega proyecto chino, como lo es la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), pero éstas deben considerar aprovechar su llegada, acotó.


“El proyecto del Dragon Mart en Quintana Roo es algo que se está revisando en la Secretaría de Economía, donde se está atendiendo la voz de los sectores productivos”, explicó Navarrete Prida en su visita a Yucatán.

“Concretamente de la Concamin, que es a quien más golpea este asunto y que seguramente va a encontrar una buena solución, no cancelando un proyecto, sino transformando un proyecto, le permita ganar-ganar, tanto a mexicanos como a chinos”.

Navarrete Prida sugirió que la importancia y seriedad del proyecto del Dragon Mart, tomó importancia luego de que el Presidente Chino, Xi Jinping, optara por México para una de sus primeras visitas de estado.

La intensión de los chinos no es la competencia, sino la complementación, aseguró.

En alusión a Estados Unidos, el titular de la STPS explicó que el país, para China, es la entrada a los países que tienen restricciones de aranceles. Para México, es la oportunidad de diversificar el mercado y liberarse de la economía estadounidense.

El acercamiento de la autoridad china y el proyecto del Dragon Mart llegan en el momento en que Tratado de Libre Comercio que tiene México está rebasado, opinó el funcionario.

“Se tendría que dejar de lado el ALCA, Tratado de Libre Comercio, y entrar en una dinámica distinta multilateral de mercados globales. Y vamos avanzados en esas negociaciones”, concluyó Navarrete Prida. (UN1ON Yucatán)

0 comentarios:

Publicar un comentario