sábado, 29 de junio de 2013

19:49:00
CIUDAD DE MÉXICO, 29 de junio.- En menos de 24 horas, la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) esclareció el homicidio de un lactante cuyo cuerpo fue abandonado en la vía pública, y cuyo padre fue el responsable, al golpearlo cuando lloraba, y luego mentir sobre el robo de su hijo por parte de unos sujetos.


El fiscal de Investigación en Iztapalapa, Miguel Espejel Ramírez, informó que el ahora detenido responde al nombre de Onamy "N", que será puesto a disposición de un Juez Penal del Reclusorio Preventivo Norte por su probable responsabilidad en el delito de homicidio calificado.


El pasado miércoles la madre del pequeño se ausentó de su domicilio para visitar a su progenitora y, al retornar a su casa, sólo encontró en una de sus habitaciones a sus hijas gemelas. El padre de las pequeñas y del ahora occiso de siete meses no se encontraban.

Cuando el hombre retornó a su domicilio y le informó que el pequeño se lo habían arrebatado unos sujetos que viajaban a bordo de un automóvil antes de llegar a su domicilio. La mujer salió a buscar al menor y, al no tener resultados, solicitó el auxilio de los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública.

La pareja fue trasladada a la Coordinación Territorial Iztapalapa 8 para que iniciaran la averiguación previa por el supuesto secuestro del pequeño.

En la diligencias, personal ministerial se percató que en uno de los botes de basura de la casa de la familia faltaba una bolsa de plástico color negra.

Onamy fue declarado y cayó en diversas contradicciones por lo que el Ministerio Publicó determinó que existían evidencias de su probable responsabilidad. En ampliación de su declaración, el probable responsable señaló que ese día el pequeño lloraba por lo que lo sacó de su cuna y lo golpeó contra el piso provocándole la muerte.

Posteriormente, introdujo el cuerpo en la bolsa de plástico y lo trasladó hasta la calle Andador donde lo abandonó. (El Universal)

0 comentarios:

Publicar un comentario